Con una mirada al futuro de la astronomía en Chile se inicia un nuevo ciclo de charlas públicas

CREDITO DE LA IMAGEN: ESO Gráfico que compara los domos del telescopio VLT con los otros telescopios actualmente en construcción.

Tras unas intensas vacaciones astronómicas donde los asistentes disfrutaron de una semana completa de charlas de esta área de la ciencia, en el IFA vamos por más. Esta vez para hablar sobre  lo que nos depara el futuro, con la charla titulada “Las Perspectivas de la Astronomía en Chile: 2020 – 2025”. 

La actividad estará a cargo del Dr. Michel Curé ,académico del IFA,  y tendrá lugar el lunes 5 de agosto a las 19:00 horas en el Centro de Extensión de la Universidad de Valparaíso (Av Errázuriz 1108, Valparaíso)

El expositor presentará el estado actual de los observatorios internacionales ubicados en Chile, los que ya se están instalando y los que se funcionarán en un futuro próximo. Al finalizar estos nuevos proyectos, en Chile se concentrarán dos tercios de todos los telescopios con diámetro mayor a 3.5 metros del mundo.

Además de esta mirada macro, también se integrará un enfoque regional, con un resumen del desarrollo del Instituto de Física y Astronomía de la Universidad de Valparaíso desde el año 2006 hasta la fecha, incluyendo su docencia en pre y post-grado, sus actividades en investigación científica y las proyecciones del recién inaugurado Observatorio Pocuro en la comuna de Calle Larga.

Investigador del Gemini South Observatory dicta charla en el IFA

Esta imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es gemini-south-g0031mr--1024x687.jpg
Créditos: Observatorio Gémini

El pasado jueves 25 de Julio tuvo lugar el coloquio presentado por el Dr. Venu Kalari de la Universidad de Chile e investigador del Gemini Observatory (Chile). La charla titulada “Observatorio Gemini: estado actual y proyecciones futuras desde una perspectiva chilena” fue sin duda un importante aporte para alumnos y académicos, quienes se interiorizaron de la realidad de uno de los telescopios más emblemáticos del mundo, el cual deberá adaptarse tecnológicamente frente la nueva generación de telescopios en la región.

El Observatorio Gemini consta de dos telescopios gemelos ópticos/infrarrojos de 8,1 metros ubicados en ambos hemisferios de la Tierra que se encuentran operativos científicamente desde el 1983. Está conformado por una cooperación internacional por los países de EEUU, Canadá, Gran Bretaña, Brasil, Francia, Argentina, Australia, y Chile como país huésped. Es administrado por la Asociación de Universidades para la Investigación en la Astronomía (AURA) bajo un acuerdo de cooperación con la Fundación Nacional de Ciencias de Estados Unidos (NSF).

Estos telescopios gemelos, en conjunto, logran cubrir la totalidad del cielo de ambos hemisferios durante todo el año, obteniendo imágenes de alta calidad debido a las excelentes condiciones atmosféricas que presentan los sitios en que se encuentran ubicados.

Gemini Sur, se localiza en Cerro Pachón a 2700 msnm específicamente a 80 km de La Serena, Chile, aire muy seco y despreciables capas de nubes hacen de este lugar otro sitio principal para telescopios donde comparte recursos con el adyacente Observatorio SOAR y el Observatorio Interamericano de Cerro Tololo (CTIO) ubicado en Cerro Tololo. Cualquier astrónomo perteneciente a las naciones que integran la cooperación internacional puede postular para que se le asigne un porcentaje del tiempo de observación en proporción al aporte financiero que otorga cada país.  Gemini Norte, en tanto, se ubica en el volcán inactivo Mauna Kea a 4213 msnm en Hilo, Hawái junto a otros 12 telescopios.

Juntos, los dos telescopios cubren casi todo el cielo a excepción de dos pequeñas regiones cerca de los polos celestes: Gemini Norte no puede apuntar al norte de 79 grados de declinación; Gemini Sur no puede apuntar al sur de la declinación -89 grados.

Ambos telescopios poseen tecnología de punta para ser utilizada en el ámbito del estudio óptico, con instrumentos como el GMOS y BHROS. En cuanto al infrarrojo cercano y medio, el recubrimiento de plata del espejo primario y secundario de ambos telescopios permite un desarrollo sin precedentes, ya que su reflectividad en el infrarrojo es mayor que la alcanzada por el aluminio. Además, éste reduce la emisividad térmica del telescopio, aumentando la sensibilidad de los instrumentos utilizados para observar el infrarrojo medio, lo cual permite estudiar la formación planetaria y estelar.

Al incorporar otras nuevas tecnologías, como el sistema guía de estrella láser, el sistema de óptica adaptativa o multiconjugada así como también los diversos instrumentos de espectrometría, los astrónomos miembros de esta cooperación internacional se encuentran permanentemente en la vanguardia, con acceso a las últimas herramientas diseñadas para explorar el universo.   Párrafo

(Fuente de información de contexto: Wikipedia)

Restrict access to this content?

VisibilidadPublicarFormato de publicaciónFijar en portadaAutor

Idioma Idioma

Traducciones

Agregar una tradución en English Traducción

Con más de 40 participantes certificados termina Semana de la Astronomía

Investigadores del IFA comparten sus vivencias y motivaciones personales con el público

Con una asistencia promedio de cien personas y más de cuarenta participantes con más de un 80% de asistencia, terminó una instensa semana de vacaciones astronómicas. La actividad tuvo lugar en el Centro de Extensión de la Universidad de Valparaíso, donde cada tarde entre el 22 y el 26 de julio, entre las 17:00 y las 19:00 horas la astronomía fue el tema central.

El Dr. Graeme Candlish durante su exposición sobre el legado de Stephen Hawking

Con un público mayoritariamente joven, la Semana de la Astronomía fue una oportunidad para que alumnos de educación media interesados en la ciencia se aproximaran a esta disciplina, conocieran a los investigadores del IFA y resolvieran dudas conceptuales y vocacionales.

El Dr. Radostin Kurtev durante su exposición sobre enanas café

Durante la jornada de cierre los académicos Michel Curé, Eduardo Ibar, Claus Tappert y Catalina Arcos compartieron también sobre sus propias motivaciones para dedicarse a esta ciencia, empatizando con el público desde una perspectiva humana.

El Dr. Eduardo Ibar durante su exposición sobre galaxias y el futuro de la astronomía

El organizador de la jornada, el profesor Nicholaus Vogt, sorprendió a los participantes que completaron el porcentaje de asistencia requerido, con un novedoso obsequio: un trozo de un meteroito que se precipitó en el Desierto de Atacama, con el respectivo certificado de autenticidad y especificaciones técnicas.

Investigador del Gemini South Observatory dicta charla en el IFA

Créditos: Observatorio Gémini


El pasado jueves 25 de Julio tuvo lugar el coloquio presentado por el Dr. Venu Kalari de la Universidad de Chile e investigador del Gemini Observatory (Chile). La charla titulada “Observatorio Gemini: estado actual y proyecciones futuras desde una perspectiva chilena” fue sin duda un importante aporte para alumnos y académicos, quienes se interiorizaron de la realidad de uno de los telescopios más emblemáticos del mundo, el cual deberá adaptarse tecnológicamente frente la nueva generación de telescopios en la región.

El Observatorio Gemini consta de dos telescopios gemelos ópticos/infrarrojos de 8,1 metros ubicados en ambos hemisferios de la Tierra que se encuentran operativos científicamente desde el 1983. Está conformado por una cooperación internacional por los países de EEUU, Canadá, Gran Bretaña, Brasil, Francia, Argentina, Australia, y Chile como país huésped. Es administrado por la Asociación de Universidades para la Investigación en la Astronomía (AURA) bajo un acuerdo de cooperación con la Fundación Nacional de Ciencias de Estados Unidos (NSF).

Estos telescopios gemelos, en conjunto, logran cubrir la totalidad del cielo de ambos hemisferios durante todo el año, obteniendo imágenes de alta calidad debido a las excelentes condiciones atmosféricas que presentan los sitios en que se encuentran ubicados.

Gemini Sur, se localiza en Cerro Pachón a 2700 msnm específicamente a 80 km de La Serena, Chile, aire muy seco y despreciables capas de nubes hacen de este lugar otro sitio principal para telescopios donde comparte recursos con el adyacente Observatorio SOAR y el Observatorio Interamericano de Cerro Tololo (CTIO) ubicado en Cerro Tololo. Cualquier astrónomo perteneciente a las naciones que integran la cooperación internacional puede postular para que se le asigne un porcentaje del tiempo de observación en proporción al aporte financiero que otorga cada país.  Gemini Norte, en tanto, se ubica en el volcán inactivo Mauna Kea a 4213 msnm en Hilo, Hawái junto a otros 12 telescopios.

Juntos, los dos telescopios cubren casi todo el cielo a excepción de dos pequeñas regiones cerca de los polos celestes: Gemini Norte no puede apuntar al norte de 79 grados de declinación; Gemini Sur no puede apuntar al sur de la declinación -89 grados.

Ambos telescopios poseen tecnología de punta para ser utilizada en el ámbito del estudio óptico, con instrumentos como el GMOS y BHROS. En cuanto al infrarrojo cercano y medio, el recubrimiento de plata del espejo primario y secundario de ambos telescopios permite un desarrollo sin precedentes, ya que su reflectividad en el infrarrojo es mayor que la alcanzada por el aluminio. Además, éste reduce la emisividad térmica del telescopio, aumentando la sensibilidad de los instrumentos utilizados para observar el infrarrojo medio, lo cual permite estudiar la formación planetaria y estelar.

Al incorporar otras nuevas tecnologías, como el sistema guía de estrella láser, el sistema de óptica adaptativa o multiconjugada así como también los diversos instrumentos de espectrometría, los astrónomos miembros de esta cooperación internacional se encuentran permanentemente en la vanguardia, con acceso a las últimas herramientas diseñadas para explorar el universo.  

(Fuente de información de contexto: Wikipedia)


Alumno de Tongoy becado por Fundación Carmen Goudie visita el IFA

Lucas Araya junto a la profesora del Liceo Carmen Rodríguez, Macarena Contreras

Lucas Araya, es alumno de cuarto medio del Liceo Carmen Rodríguez, de la localidad de Tongoy, de la Región de Coquimbo. Él sueña con dedicarse a la ciencia y su meta es estudiar astronomía.

Tras haber ganado una beca de estudios universitarios financiada por la Fundación Carmen Goudie, la bióloga marina y docente del establecimiento educacional, animó a Lucas a viajar a la Región de Valparaíso para interiorizarse del quehacer universitario y de la vida de los científicos que se dedican a esta disciplina.

Tras recorrer las dependencias del Instituto de Física y Astronomía, y conversar en profundidad con los académicos Michel Curé, Claus Tappert y Nikolaus Vogt, Lucas dio un paso más para lograr su sueño de llegar a la universidad.

Los investigadores destacaron la importancia de la rigurisidad del trabajo, la disciplina y la capcidad de pensamiento crítico. También mencionaron la capacidad de sobreponerse a la frustración tras obtener resultados poco alentadores, ya que el cambio entre la formación escolar y la universitaria es muy grande.

Asimismo le señalaron las particularidades de nuestra universidad, donde se puede acceder a tres menciones distintas: astronomía, computación científica y meteorología, las cuales comparten un plan de estudios común.

Vacaciones Astronómicas en Valparaíso en el Centro de Extensión de la UV

Estas vacaciones de invierno los profesores del Instituto de Física y Astronomía de la Universidad de Valparaíso ofrecerán una interesante Semana de la Astronomía, curso orientado tanto a alumnos Educación Media, como a público general.

La actividad se extenderá entre el 22 y el 26 de julio, y tendrá lugar en el Centro de Extensión de la Universidad de Valparaíso, ubicado en Avenida Errázuriz 1108, donde diariamente entre las 17:00 y las 19:00 horas, se ofrecerán dos charlas astronómicas a cargo de especialistas de alto nivel académico.

Para participar no se requieren conocimientos específicos previos y al final de cada charla se responderá preguntas y comentarios del público. La actividad es totalmente gratuita y no se necesita inscripción. Terminado el curso se otorgará un certificado y un obsequio a aquellos que asistan a por lo menos un 80% de las exposiciones. 

La iniciativa es coordinada  por  el Dr. Nikolaus Vogt, profesor titular del Instituto de Física y Astronomía (IFA) y gestionado gracias al apoyo de la Dirección de Extensión de la Universidad de Valparaíso.

El calendario de actividades es el siguiente:

Lunes 22 de julio:

Perspectivas de la Astronomía en Chile 2020-2025 (Michel Curé)

Explosiones Nova y Supernova: somos polvo de estrellas (Claus Tappert)

Martes 23 de julio

Las sobresalientes características de una estrella masiva (Catalina Arcos)

Mundos fríos y extraños: el descubrimiento y naturaleza de las enanas marrones (Radostin Kurtev)

Miércoles 24 de julio

Astrometeorología: cómo observar mejor las estrellas (Omar Cuevas)

El legado científico del profesor Stephen Hawking (Graeme Candlish)

Jueves 25 de julio

El regalo más grande de Einstein: las ondas gravitacionales (Víctor Cárdenas)

Vida en el universo ¿Qué nos dice la astrofísica? (Nikolaus Vogt)

Viernes 26 de julio

¿Podemos ver los límites del universo? (Eduardo Ibar)

Discusión final del curso

Descripción: https://ssl.gstatic.com/ui/v1/icons/mail/images/cleardot.gif

Charla pública de astronomía llevó a los asistentes a un interesante viaje hasta el corazón de las galaxias

El lunes 8 de julio a las 19:00 horas en el Centro de Extensión de la Universidad de Valparaíso, se llevó a cabo la charla pública mensual organizada por el Instituto de Física y Astronomía (IFA), de la UV.

La charla estuvo a cargo de la Dra. Lorena Hernández, Investigadora del IFA y miembro del Proyecto Anillo de Agujeros Negros Supermasivos, quien repasó qué es una galaxia, dando un paseo por diferentes galaxias en el universo para luego centrarse en el estudio de la luz que se emite alrededor de un agujero negro supermasivo.

Los núcleos de las galaxias albergan regiones nucleares tan luminosas que pueden incluso superar en brillo a la galaxia donde se alojan. La luz que emiten a diferentes longitudes de onda o frecuencias -desde las ondas radio hasta los rayos X- muestra propiedades que no son explicables considerando únicamente procesos de formación de estrellas.

La ingente cantidad de energía se produce por la caída de material hacia un agujero negro muy masivo que se encuentra en el núcleo de la galaxia. Se trata de un fenómeno cuyo tiempo de vida dependerá del “combustible” disponible y de la rapidez con que éste sea “engullido” por el agujero negro, y que suele ser de unas decenas de millones de años.

Cabe mencionar que el trabajo de a Dra Hernández -quien obtuvo su doctorado en Astronomía en la Universidad de Granada, España- está centrado en el estudio multifrecuencia de núcleos activos de galaxias, con especial interés en la variabilidad de éstos. Para llevar a cabo esta labor utiliza principalmente datos en rayos X de los telescopios espaciales XMM-Newton, Swift, y Chandra, datos ópticos e infrarrojos tomados con telescopios en Chile, y datos en radio tomados de VLA, VLBA, GMRT o Effelsberg.

La actividad fue inclusiva para personas con discapacidad auditiva, ya que contó con un intérprete en lenguaje de señas. Asimismo se dejó abierta la conversación para una activa rueda de interesantes preguntas del público, quienes tuvieron la posibilidad de conversar directamente con la astrónoma.

Las próximas charlas públicas programadas son las siguientes:

5 de agosto

Perspectivas de la Astronomía en Chile: 2020 – 2025

Dr. Michel Curé, IFA, Universidad de Valparaíso

2 de septiembre

Presentación del libro “El Universo del Principito”

Dr. Dominik Schleicher, Universidad de Concepción

7 de octubre

Nacimiento, vida y muerte de las estrellas: de nubes de gas a agujeros negros

Dr. Jesus M. Corral-Santana, European Southern Observatory, Santiago

4 de noviembre

De la música clásica a la astronomía: El cambio decisivo de William Herschel hace 250 años.Agrupación musical de cámara Universidad de Valparaíso y Dr. Nikolaus Vogt, IFA, Universidad de Valparaíso  

Evento audiovisual con música original en vivo

2 de diciembre

Sorpresas en el Corazón de Plutón

Dr. Jorge Cuadra, Pontificia Universidad Católica de Chile, Santiago

Personas con discapacidad visual vivieron el eclipse inclusivo en Cachiyuyo gracias a dispositivo Lightsound

Fueron 69 segundos de oscuridad, la temperatura bajó drásticamente y la ovación de los asistentes repartidos en la gran explanada del pueblo de Cachiyuyo, ubicado al sur de la Región de Atacama, no se hizo esperar.

El sol eclipsado en un cien por ciento fue la coronación de la Gran Fiesta del Eclipse, evento que organizó la Universidad de Valparaíso junto al Instituto Milenio de Astrofísica (MAS) y el Núcleo de Formación Planetaria (NPF), y en la que participó un equipo de cincuenta científicos.

La jornada comenzó temprano en la mañana del martes, con un nutrido programa de actividades de difusión científico–educativa para toda la familia, que incluyó charlas, obras de teatro, talleres de astronomía inclusiva para no videntes, conversatorios y observaciones con telescopios.

Cachiyuyo tiene 220 habitantes, pero la población flotante de la jornada alcanzó las 10 mil personas.

El fenómeno astronómico en el momento de su máxima magnitud, a las 16:39 horas, dejó a la vista la umbra (sombra), que oscureció por completo al sol, segundos después apareció una resplandeciente corona y se pudieron observar las denominadas perlas de Baily, que son una cadena de puntos brillantes de luz que aparecen alrededor de la luna, producto de las hendiduras que forman las montañas lunares.

De seguro, un momento imborrable que quedará en el recuerdo de muchos, maravillados por la belleza del fenómeno, pero igual de inolvidable para aquellas personas que presentan discapacidad visual y que llegaron a Cachiyuyo el día del eclipse. Esto gracias al dispositivo “lightsound”, gestionado e incorporado a los talleres de astronomía inclusiva por los organizadores del evento, que les permitió seguir el eclipse a las personas con visión reducida y ciegas de las comunas de Caldera y Vallenar, que concurrieron al pueblo a vivir la experiencia de su primer eclipse total de sol.

Es el caso de Octavio Oyarzún, quien quedó sin visión prácticamente desde su nacimiento y viajó desde la ciudad de Caldera. “Fue un momento mágico, un momento de felicidad y plenitud. Realmente es indescriptible, en realidad las palabras no alcanzan para describir esta vivencia. Ésta finalmente es una vivencia que nos equipara en la igualdad de oportunidades gracias a la ciencia. Los científicos hicieron posible que tras tantos años de trabajo tuviésemos este minuto de felicidad”.

Octavio agrega que el sonido del dispositivo es plenamente descriptivo: “Como las frecuencias se van modificando de agudo a grave, es súper amplio el espectro que tiene, así que se genera en forma gradual, y para nosotros es más fino todavía el detalle para poder seguir el curso del eclipse”. También recomendó la experiencia a todas las personas y agradeció de manera especial a la UV y a sus académicas del Instituto de Física y Astronomía Amelia Bayo y Catalina Arcos por ser el nexo entre la ciencia y la comunidad con discapacidad visual, lo que les abrió la puerta para ser parte de esta experiencia.

Su esposa Denisse Reyes, quien solo distingue una fracción reducida de los cambios de luz, manifestó estar feliz porque pudo escuchar y sentir el eclipse gracias al lightsound. “Es espectacular, increíble, si me lo cuentan yo creo que no hay nadie que pueda expresar como es en realidad (un eclipse) y que lo pueda transmitir a quien no puede ver nada. A mí me emociona, porque siento que las personas con discapacidad visual somos como la clase media, siempre estamos como más solos, porque somos autovalentes, entonces que ahora se hayan preocupado tanto de nosotros y nos hayan invitado a vivir también esta experiencia es muy emocionante”, comentó.

Nadie quería perderse el evento astronómico del año, por eso personas de todo el país concurrieron a Cachiyuyo, sin importar la distancia que debían recorrer para vivir el eclipse en la franja de totalidad.

Paula Miranda viajó desde Santiago y relata su experiencia de la siguiente manera: “Es muy impactante la sensación del minuto que duró el eclipse total, me llenó el corazón de alegría y emoción, es un milagro de la naturaleza cuando recupera el sol su protagonismo, hay un destello de todos los colores, me voy emocionadísima, valieron la pena todos los kilómetros recorridos, es una experiencia maravillosa”.

Mario Valdivia, también santiaguino, dijo que fue “muy bonita, muy interesante la experiencia, me gustó mucho sobre todo la infraestructura de apoyo creada para poder hacer un evento que fuera muy interesante para la gente. Uno ve el eclipse y se emociona por lo que significa, por lo pequeños que somos en un espacio infinito. Me pareció muy bonita la labor que hizo de Universidad”.

Almendra Pedrini, estudiante de Astronomía UV, reconoció que fue un fenómeno sin parangón: “Llegamos el día anterior muy de noche, hicimos carpa y fogata, pero hacía mucho frío, no fue una noche buena noche en realidad, pero nos habíamos propuesto este viaje hace rato con mis compañeros y valió la pena. Había visto un eclipse antes en Valparaíso, pero fue parcial y no se compara, simplemente no se compara el poder ver con tus propios ojos el cielo y el círculo negro que se crea. Es espectacular”.

Chile es un país privilegiado, porque en sólo 17 meses más se producirá un evento similar en el territorio nacional continental. Los astrónomos UV dejan Cachiyuyo y ya se preparan para la caza del próximo eclipse total de sol, que ocurrirá cerca del mediodía del 14 de diciembre del 2020, en la zona de Villarrica- Pucón, en la Región de la Araucanía.

FUENTE: Facultad de Ciencias UV

Niños de la escuela de Cachiyuyo reciben telescopio para su observatorio escolar

El eclipse fue efímero, pero los niños de la Escuela Hernán Aravena recibieron de parte la delegación de astrónomos que viajó a Cachiyuyo, un regalo que les durará muchos años y dará alas a su importante interés por la astronomía. Se trata del telescopio Celestron modelo NexStar 4SE, que tiene un diámetro angular de 102 milímetros, pesa diez kilos y tiene un valor de más de medio millón de pesos y gracias a su sistema motorizado permite observación nocturna de planetas, detalles de la luna, nebulosas y cúmulos de estrellas

Esta donación abrió el programa de la Gran Fiesta del Eclipse, del cual participó el Instituto de Física y Astronomía de la Universidad de Valparaíso (IFA) en colaboración con el Núcleo de Formación Planetaria (NPF) y el Instituto Milenio de Astrofísica (MAS), gracias al apoyo de ESO Chile, la Municipalidad de Vallenar y El Gobierno Regional de Atacama. La actividad contempló, en las horas previas al eclipse total de sol, talleres de astronomía, obras de teatro, conversatorios, charlas y actividades inclusivas para los no videntes.

La Escuela Hernán Aravena imparte educación básica a 18 niños de primero a sétimo año y su directora, María Cristina Ardiles, explicó que “es una gran oportunidad para nuestros estudiantes para que ellos puedan desarrollar habilidades de las que pueden hacer uso en el futuro”. La docente destaca el nuevo equipo viene a potenciar el proyecto Observatorio Astronómico Infantil, que se inició hace tres años: “Nos faltaba precisamente esta herramienta para seguir con el proyecto. Este es el empujón que necesitábamos para avanzar en la difusión de la astronomía en nuestros niños, aprovechando las condiciones privilegiadas de nuestro cielo”, agregó.

El director de la carrera de Licenciatura en Física de la Universidad de Valparaíso (IFA UV), Omar Cuevas, contó que “yo les decía a los niños que son unos privilegiados, porque tener un telescopio de este tipo en un colegio en donde los cielos tiene esta calidad es tremendo. Para nosotros, como UV, es una forma de potenciar, de abrir fronteras al venir tan lejos. Y que otras personas tengan estos instrumentos tan importantes para la formación permitirá que los niños desde pequeños conozcan de qué se trata el cielo, de qué se trata la astronomía y, además, sembrar ese bichito de la curiosidad y que la ciencia sea parte de su vida”.

Yilleska Villegas, alumna de cuarto año básico, dijo que “es bonito recibir un telescopio como éste, porque voy a aprender a ver los planetas y las estrellas”. Joaquín Alfaro, de quinto año, describe la utilidad del equipo: “Estamos muy contentos, porque con este telescopio vamos a poder ver las cosas que están en el cielo, como la luna y los planetas. Estamos felices, porque aquí en Cachiyuyo vamos a poder ver 100% el eclipse, que es un fenómeno que pasa cada 200 años”.

Charla pública inclusiva invita a descubrir los que pasa al interior de las galaxias

In this image from the Wide Field Imager on the MPG/ESO 2.2-metre telescope at ESO’s La Silla Observatory in Chile young stars huddle together against a backdrop of clouds of glowing gas and lanes of dust. The star cluster, known as NGC 3293, would have been just a cloud of gas and dust itself about ten million years ago, but as stars began to form it became the bright group we see here. Clusters like this are celestial laboratories that allow astronomers to learn more about how stars evolve.

El lunes 8 de julio a las 19:00 horas en el Centro de Extensión de la Universidad de Valparaíso, ubicado en calle Errázuriz 1108, tendrá lugar la charla pública mensual organizada por el Instituto de Física y Astronomía (IFA), de la UV.

La charla estará a cargo de la Dra Lorena Hernández, Investigadora del IFA, quien repasará qué es una galaxia, dando un paseo por diferentes galaxias en el Universo para luego centrarse en el estudio de la luz que se emite alrededor de un agujero negro supermasivo. Esta actividad también contará con un intérprete en lenguaje de señas para personas con discapacidad auditiva.

Los núcleos de las galaxias albergan regiones nucleares tan luminosas que pueden incluso superar en brillo a la galaxia donde se alojan. La luz que emiten a diferentes longitudes de onda o frecuencias -desde las ondas radio hasta los rayos X- muestra propiedades que no son explicables considerando únicamente procesos de formación de estrellas.

La ingente cantidad de energía se produce por la caída de material hacia un agujero negro muy masivo que se encuentra en el núcleo de la galaxia. Se trata de un fenómeno cuyo tiempo de vida dependerá del “combustible” disponible y de la rapidez con que éste sea “engullido” por el agujero negro, y que suele ser de unas decenas de millones de años.

Los esperamos para adentrarnos en este apasionante tema que sin duda dará a pie a una chispeante conversación y ronda de preguntas